Todo para el pueblo pero sin el pueblo

Cuando todo pronosticaba una hecatombe, Artur Mas no sólo ha evitado el sorpasso de ERC sino que le ha dado la vuelta y ha trasladado toda la presión a los republicanos. Con todos los recursos en su poder -incluído el DOG-, Mas maneja los hilos, gestiona los tiempos a su antojo e intenta fagocitar todas las fracciones que conforman el llamado Procés.
Nada que objetar a sus lícitas aspiraciones políticas ni a su estrategia por la supremacía partidista. Las alarmas se activan cuando verbaliza y desmenuza algún detalle de su hoja de ruta. Trabucando el resultado de ‘la cosa esa del 9N ‘, el presidente se siente validado y autorizado por el clamor del pueblo catalán (cuánto da de sí un 29%) para afrontar el asalto final (no es otro que recuperar la hegemonía política de antaño). Seguro y altivo, desgranó su hoja de ruta ante un auditorio entregado, dispuesto a consagrarle como el único, el auténtico líder capaz de conducirles a la patria prometida (la nueva versión del peix al cove). Viabilidad del proyecto al margen, el qué, el cómo, el cuándo y el para qué, recuerdan tics propios de otras épocas. Todo para el pueblo pero sin el pueblo; al menos, sin una mayoría del pueblo.
timon Artur masArtur Mas ha roto unilateralmente el consenso al no pactar la conferencia con el resto de líderes soberanistas. Es la hoja de ruta del President. La puesta en escena, perfecta . Público ferviente, subvencionadamente servil, hooligans de guante blanco. Líderes políticos y de la sociedad civil, en primera fila, significando así su apoyo implícito. Menudo gol, Oriol. ‘ Jo proposo, jo penso, jo crec, jo podria, jo em reuniré, … jo, El President ‘
El ninguneo a los ciudadanos es de nota. Resolver los problemas económicos, sociales, educativos y de todo tipo que nos acucian, es un tema menor. No vamos a ser egoístas pensando sólo en encontrar trabajo, pagar la letra o en algo tan estúpido como comer cada día. El nou país está por encima de todo, de todos y requiere sacrificio.
Queda por ver la capacidad de los republicanos para contraprogramar a Mas. Apuesto que van a arriesgar, no pueden caer de nuevo en su trampa. Ya entienden el qué del timón en el despacho del President. Su viage a Ítaca empieza y acaba en ese despacho.

You may also like...

2 Responses

  1. ptmc dice:

    Podría explicarme quienes son, cómo piensan y actúan los catalanes “que todavía no han perdido la dignidad”, entre los cuales dice incluirse? Es la dignidad sólo atribuible a una opción política? Si es así, cual es esa opción?

    • jsoe dice:

      Muchas gracias por tu comentario.
      El Pacte del Tinell constituyó una página negra en la historia democrática de Catalunya. Incluso el President Maragall reconoció que jamás debió de producirse.
      Sólo hablo a título personal. La dignidad es un patrimonio personal que cada uno gestiona como quiere. En mi caso supone, entre otras, no renunciar jamás a intentar transmitir lo que pienso en temas que me interesan. Respeto todas las opciones políticas, religiosas, culturales, … siempre que respeten el derecho a discrepar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.